HUELLA CATALANA EN CASA CARRIÓN

FECHA: Miércoles 26 de julio de 2017

HORA: 19:30

LUGAR: Centro Cultural Benjamín Carrión

 

Casal Català organiza una Mesa Redonda de la Comunidad Catalana, por los 30 años de fundación de esta agrupación en Quito. Esto será el miércoles 26 de julio a las 19:30, en el Centro Cultural Benjamín Carrión.

El acto será presentado por Cristian Costa (profesor de Catalán y activista de la entidad), donde intervendrán Joan Berni, presidente actual de esta organización, quien hará una introducción histórica de la presencia de los catalanes en Quito. 
 
Asimismo, Ferrán Cabrero (ex presidente de Casal, escritor, sociólogo y doctor en arqueología), quien ofrecerá una perspectiva enfocada en los últimos años. Mauricio Galindo historiador y sociólogo ecuatoriano, quien realizará un breve recorrido sobre el aporte de la colonia de los países catalanes en el Ecuador, autor de “La huella catalana”. El moderador será el radiodifusor Ramiro Diez, socio.
 
El viernes 28 de julio  se llevará a cabo la Fiesta conmemorativa en el local de Casal Català (De las Higeras E14-225 y de Las Bugambillas);  tendrá un carácter festivo y de homenaje a los fundadores de la entidad y sus familiares. Se prevé ofrecer discursos y reconocimientos  como entrega de placas a socios fundadores que firmaron el acta fundacional del Casal Català. Se ofrecerán presentaciones de guitarra, violín y piano;  poesía catalana, ecuatoriana y danza. 
 
Además, una exposición histórico- fotográfica con paneles que mostrarán imágenes de diferentes personas y etapas que marcaron la trayectoria del Casal en estos 30 años de existencia, donde se han realizado actividades como: celebraciones de los patrones Sant Jorge y la Virgen de Monserrath, cursos de Catalán, numerosas ferias del libro, el concurso literario Día del Libro y de la Rosa, feria de negocios Expocataluña, muestras de cine, cursos de cocina, bailes típicos, conciertos de artistas catalanes, salidas familiares, noches culturales, entre otras.
 
Un 25 de julio de 1987, un grupo de familias tomaron la iniciativa de unirse para mantener viva su cultura y tradiciones. Desde entonces la entidad amplió su perfil e idearon diversas actividades para enriquecer la vida cultural quiteña, convirtiéndose en una puerta de doble vía ente la sociedad catalana y ecuatoriana.